Manifiesto de las marchas indignadas contra los recortes y la Reforma Laboral del día 24 de Marzo

Desde que comenzó la crisis, las decisiones políticas que han tomado nuestros representantes, ya fueran del PSOE o del PP, han seguido el compás que han marcado, desde la Unión Europea, la señora Merkel y el señor Sarkozy. Dichas medidas no van encaminadas a sacarnos de la crisis sino a asegurar el pago de la deuda.

Los recortes, la subida de impuestos indirectos y la reducción de salarios y derechos laborales, son las mismas medidas impuestas por los rescates en Portugal, Irlanda y Grecia, y todos sabemos que su crisis ha empeorado seriamente.

Esta Reforma Laboral, al facilitar el despido y aumentar la inseguridad de los puestos de trabajo, aumentará el desempleo y provocará la caída del consumo; esta reducción del consumo llevará a la caída de la producción y al cierre de empresas, lo que aumentará más el desempleo y volverá a reducir el consumo. Esta espiral llevará al país, en poco tiempo, a la bancarrota y a un empobrecimiento de la población difícilmente imaginable.

No estamos hablando de teorías económicas infundadas, estamos hablando de que con medidas iguales a las que ya se han aplicado en otros países no podemos sino esperar los mismos resultados.

Por ello exigimos:

– La derogación de la Reforma la Laboral, sin Pacto Social. La esclavitud no es negociable. Y, porque ni es negociable ni es una opción, convocamos el 29 de marzo a la huelga general.

– En su lugar exigimos que se fomente el empleo mediante el reparto del trabajo, manteniéndose los derechos laborales. Y que se apliquen políticas que favorezcan el cooperativismo y el tejido productivo local.

– Que se dé la máxima prioridad presupuestaria a los servicios públicos de Sanidad, Educación y S. Sociales. Y que se aumente los impuestos a las grandes corporaciones y fortunas, que además, según Hacienda, deben a este país más del doble de lo que se pretende recortar.

– Exigimos también que se paralicen los desahucios de las familias a las que claramente la crisis les haya llevado al impago. Y que se pongan en marcha, para resolver su situación, medidas como la moratoria del desahucio, la dación en pago y un alquiler social que asegure su derecho constitucional a una vivienda digna.

También queremos denunciar que en el País Valenciano:

– El mal gobierno, el despilfarro y la corrupción han sido las principales causas de nuestra ruina.

– Que la mayoría de los servicios informativos autonómicos han sido y son manipulados por la élite política para ocultar estos hechos y criminalizar a las distintas plataformas, sindicatos, colectivos y grupos ciudadanos que están protestando por la situación actual.

– Que consideramos inaceptables tanto las últimas actuaciones policiales como la impunidad de los responsables que una vez más se amparan en una justicia que siempre falla…a su favor.

Desde el movimiento 15M hacemos un llamamiento al conjunto de la ciudadanía para que se movilicen el 24 de Marzo en una manifestación en la que puedan participar todos los ciudadanos sin eslóganes partidistas.

Si decides tomar la calle ese día para mostrar tu oposición a las medidas que se están tomando, quizá puedas dar un paso más y unirte a los que estamos empeñados en que las decisiones importantes que nos afectan no puedan decidirse sin tenernos en cuenta; unirte a los que trabajamos día a día por una Democracia Real.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*